...recuerdos de aquel niño que leía los libros de Gil Pérez en el viejo sillón de La Vega, aquellos recortes amarillos en el armario, aquellas tardes en la fría piedra del estadio, aquellos sueños, pensamientos y deseos que tuve desde aquella grada que fue mía, DESDE MI GRADA VIEJA...

domingo, 18 de mayo de 2014

Un adiós al fútbol junto a Puskas y Gento


La carrera futbolística del que puede ser considerado uno de los máximos goleadores absolutos de la historia de la Unión Deportiva Salamanca, tuvo un colofón digno de su trayectoria.
La imagen, histórica, corresponde al último partido de la carrera futbolística de Maxi (Maximiliano Rodrigo Rodríguez - Salamanca 1939- ); forma con la camiseta de su último club, el Rayo Vallecano y rodeado de estrellas procedentes del Real Madrid, como Puskas, Gento, Manuel Sanchis, De Felipe, Santos, Serena... que formaron aquella tarde con la camiseta rayista cedidos por el Real en homenaje al conjunto de la barriada madrileña con motivo de su reciente ascenso a segunda división. (Maxi agachado tercero por la izquierda, Puskas agachado a su izquierda y Gento a la misma de este).

Fue en un partido frente al Girondins de Burdeos, en el que Maxi completó los 90 minutos y el equipo Vallecano venció por 2-0, al subcampeón francés, con goles de Puskas y Segovia.



Maxi, jugador fundamental e ineludible si queremos hablar de la historia de la UDS, cuya trayectoria culminada en aquel; su simbólico partido final, se inició años antes; como en el caso de muchos jugadores de aquella época, tras un balón y en las calles de su natal ciudad de Salamanca.

Formado en el patio del Colegio María Auxiliadora de la capital charra, sus condiciones atléticas no pasaron desapercibidas y con 18 años inició su andadura en la UDS; descubierto, según contaba hace años en entrevista concedida a El Adelanto (Lorenzo Ruano), por otro antiguo alumno salesiano, el mítico ex-jugador y presidente unionista Dámaso Sánchez de Vega.

En la Unión fueron cuatro las temporadas que defendió la camiseta blanquinegra; con dos títulos de España de aficionados en sus vitrinas, un ascenso a segunda división y la histórica participación con la selección nacional Amateur en 1958, con la que disputó dos encuentros. Mítica fue su temporada 59-60, en tercera división y que culminó con el ascenso en Mendizorroza en la que anotó la friolera de 32 goles en 36 encuentros disputados; lo que a lo largo de la campaña le llevó a las páginas interiores de la prensa nacional deportiva.


Histórica entrevista a Maxi en las páginas interiores del diario Marca 
realizada en Enero de 1960 por el irrepetible Germán Herrero.

Extremo derecho y delantero centro fueron sus posiciones habituales; rematador de cabeza incuestionable, fue recriminado en ocasiones por el Calvario por su teórica frialdad en el juego; aunque sus cifras anotadoras; que en la Unión alcanzaron registros de récord cercanos a la centena, le hacen tener que ser considerado como uno de los máximos realizadores de su historia.

Con la Unión en 2ª división, tras el ascenso en 1960; al concluir la campaña 60-61 y con la permanencia conseguida por el conjunto salmantino en la categoría de plata, fueron varios los equipos que se interesaron por el delantero; finalmente fue el Real Madrid su destino; aunque nunca debutó con los blancos; a punto de ser cedido a la Real Sociedad; finalmente lo fue al C.A.Osasuna como moneda de cambio para el fichaje de Zoco y Félix Ruiz por los blancos.
En el equipo pamplonés disputó tres temporadas, 61-62, 62-63 y 63-64; dos de ellas en primera división, participando en 32 partidos de liga y anotando ocho goles.



Imagen correspondiente a la temporada 61-62. Once del C.A.Osasuna que se enfrentó al Tenerife en el estadio de San Juan. En la imagen Maxi segundo agachado por la izquierda, comparte titularidad con otro ilustre salmantino y ex-unionista; Miche, segundo de pie por la izquierda. VER: De la calle Volta...
Otros ilustres del fútbol español como Zoco, Fusté o Serena también lucen en el once de aquel histórico equipo navarro.

Pensando en la retirada por su vocación médica con tan solo 25 años al concluir su cesión en el conjunto navarro, es rescatado entonces por el Real Madrid que vuelve a cederlo, esta vez al Rayo Vallecano (club vinculado al Real en aquellos tiempos), que militaba en 3ª división, en la temporada 1964-65, y que logró ascender a la división de plata al final de aquella campaña; siendo homenajeado por tal motivo, el 13 de Junio de 1965 en el partido frente al Burdeos que encabeza esta entrada.

Maxi, leyenda viva de aquella U.D.Salamanca que se nos fue; gran jugador; gran rematador y goleador, que desde el amateurismo que era la Unión Deportiva Salamanca de su época; dio gloria al club creciendo como futbolista desde la cantera y debiendo ocupar con toda justicia un lugar privilegiado en el recuerdo, entre los mejores jugadores de su historia.



"En su momento llegar a la Unión fue un honor y una ilusión enorme. Se juntaba todo, ser salmantino, tener una gran afición al fútbol y tener la oportunidad de jugar en la Unión Deportiva Salamanca".

Maximiliano Rodrigo Rodríguez "Maxi"
entrecomillado extraído de entrevista en 
La Gaceta Regional en 1998.

FUENTES:
Diario Marca
Web U.D.Salamanca - Sección de Lorenzo Ruano.
La Gaceta Regional de Salamanca entrevista a Maxi de Fernando Rodríguez.

viernes, 9 de mayo de 2014

Sempre con noi

Pasaban pocos minutos de las cinco de la tarde del 4 de Mayo de 1949 (hace escasos días se cumplieron 65 años) cuando el avión que transportaba a la plantilla del Torino F.C se estrellaba contra el muro posterior de la basílica de Superga en las afueras de la capital turinesa, falleciendo jugadores, directivos, técnicos, tripulación y periodistas hasta completar la lista de 31 pasajeros; la totalidad de los integrantes del vuelo.
Es difícilmente imaginable el sentir, en el drama de un suceso semejante, de los familiares de los fallecidos; del mismo modo que lo fue el de los miles de aficionados que sintieron la profunda tristeza y el estupor del desaparecer en un instante de los integrantes del equipo de sus vidas.

Aquel Torino denominado Il Grande era el mejor equipo del momento, con cinco Scudettos consecutivos con la II Guerra Mundial entre ellos (1943, 46, 47, 48 y 49) y la base de la selección italiana que en poco tiempo debiera haber disputado el mundial del Brasil'50; se esfumó en un instante...
El Torino F.C no volvió a ser el mismo; con un único Scudetto más desde entonces; se siguen añorando hoy a  aquellos que formaron el equipo de su historia.
Los nombres de Valentino Mazzola, Ezio Loik, Gabetto, Maroso, Menti hasta 18... siguen en la memoria de todo buen aficionado granate más de seis décadas después...

Desde hace años sobre las que hoy son las ruinas del viejo estadio Filadelfia donde disputó sus partidos aquel "Il Grande Torino" en la década de los 40; y sobre uno de los muros que sustentaba la tribuna principal del estadio, entre hormigón envejecido, hierros oxidados y los paraavalanchas retorcidos que sustentaron la pasión de la hinchada granata; duerme este emotivo mural para el recuerdo de aquel histórico equipo, que inevitablemente en el silencio de un recinto abandonado sobrecoge aún hoy en día...



Mi equipo no fue nunca el mejor de ninguna época, ni ganó ligas, ni Scudettos, ni formó la base de ninguna selección en la antesala de un mundial de fútbol; pero mi equipo, al igual que aquel, también se fue... y no sólo él; la entidad completa, ya no existe...
No fue la niebla la razón de su tragedia aquel 18 del Junio pasado y afortunadamente (y salvando las distancias) no fueron vidas las que se perdieron en aquel envite del destino, aquel fatídico día del que pronto se cumplirá un año; mi equipo y todo el club, nos dejaron entre papeles en un juzgado, entre montañas de facturas sin pagar, mucha desidia, denuncias e infinidad de miradas para otro lado.

Ayer, al salir de la biblioteca de la facultad de derecho; quise regresar a casa ampliando mi ruta, subiendo por la calle Peña de Francia para acercarme al lugar al que acudo habitualmente en los momentos de flaqueza en mis recuerdos unionistas de esos que sigo teniendo a menudo.
Un mural inspirado en Il Grande; haciendo honor a aquel equipo y entidad insustituibles que desaparecieron hace casi un año; decora una de las paredes que hoy en forma de estación sustituyeron a aquellas tapias que sustentaron el fondo del marcador del viejo campo del Calvario, donde la Unión Deportiva Salamanca jugó durante casi 50 años...
Un mural anónimo que honra a tantos que la integraron durante tantos años y que me sirve desde su desaparición para recordarlos...

¿O estaba soñando?...


SIEMPRE CON NOSOTROS.


FOTO Torino: eldomingoalascinco

domingo, 4 de mayo de 2014

El último partido de D'Alessandro

El 16 de Octubre de 1983 formaron por la U.D. Salamanca: De pie de izquierda a derecha, D'Alessandro, Luis García, Micanovic, Bezares, Pérez Aguerri y agachados de izquierda a derecha, Orejuela, Miguel Ángel, Benedé, Teo Abajo, Choya y Ángel.

10 temporadas, 9 en primera división, la totalidad de aquella bien llamada época dorada de la UDS; 280 partidos disputados en liga; 242 de ellos en 1ª división; 25 partidos los disputados en Copa; otros 2 en Copa de la Liga y 60 más los partidos amistosos en los que participó.
Un total de 367 encuentros los que Don Roberto Jorge D'Alessandro di Ninno (Buenos Aires 1949- ) defendió el escudo de la añorada Unión Deportiva Salamanca.

Pero desgraciadamente para aquel gigante inalcanzable; que copa muchos de los récords de la UDS, desde su posición como el jugador que más veces lució nuestro escudo en primera división; el final anticipado de su carrera como futbolista no fue el merecido.

Corría la jornada 8ª del campeonato de 1ª división de la temporada 1983-84, un 16 de Octubre de 1983; cuando la Unión visitaba el Estadio Santiago Bernabéu para medirse a un Real Madrid entrenado por Alfredo Di Stefano alojado en la media tabla con sólo un punto más que los salmantinos. Una UDS que aún no conocía la victoria, y que había empatado cinco de los seis partidos que había disputado hasta la fecha.
Nada hacía pensar que aquel partido; y aquel once que preside esta entrada, debiera ser recordado años más tarde, como el último en el que formara oficialmente nuestro mítico guardameta con la camiseta de la U.D.Salamanca.
Última e histórica formación titular, precedida de otras 362 titularidades que se iniciaron oficialmente en 1974 en aquel estreno en primera división de la Unión frente al Elche C.F. 9 años y dos meses antes. (VER)


A las 17:30 horas de aquella tarde junto al guardameta y capitán salmantino saltaron inicialmente al césped de la Castellana por la UDS, los Luis García, Micanovic, Bezares, Pérez Aguerri, Orejuela, Miguel Ángel, Benedé, Teo Abajo, Choya y Ángel. Más tarde en la segunda parte se unió Cabrero que sustituyendo a Choya debutó en primera división en aquel encuentro.


D'Alessandro y Santillana como capitanes, se saludan ante el colegiado en los prolegómenos del partido aquel día, en el que fue el último partido oficial disputado por D'Alessandro en su carrera.

A su vez el Real Madrid formó con Miguel Ángel, Chendo, Camacho, Metgod, San José, Lozano, Stielike, Gallego, Pineda, Santillana y Juanito.


Corría el minuto 81, de un partido ya sentenciado y con un 3-0 en el marcador que ya sería definitivo; cuando un balón largo que buscaba el interior del área por donde entraba desmarcado Pineda, fue repelido por el guardameta salmantino, que en la búsqueda de su propio rechace y ante la acometida de Metgod; en su salida y con ese ímpetu clásico del salmantino, acabó fortuitamente lesionado de gravedad en el embroque.

Silencio en el Bernabéu por los grandes gestos de dolor del guardameta, retirada en camilla y malos augurios en vestuarios ante la primera exploración del Dr.Herrador.


En palabras recogidas al final del encuentro el hispano argentino era claro en sus declaraciones: "Me he lesionado yo solito. Ante la presencia de Metgod, salté en el aire y al caer pisé el balón con la pierna izquierda, sintiendo, el clásico chasquido. Me di cuenta rápidamente que me había lastimado".

El guardameta salmantino se sujeta su rodilla izquierda sobre el césped del Bernabéu en el momento de la lesión.

Operado finalmente a los tres días del percance de una rotura meniscal y una desinserción del ligamento cruzado anterior de su rodilla izquierda; en un primer momento la intención del cancerbero, una vez superado el quirófano fue la de seguir compitiendo, como explica en la entrevista inferior; pero a pesar de ese pundonor innato del argentino que le hizo completar su recuperación en un tiempo récord de tres meses y medio; el final de aquella campaña 1983-84 acabó suponiendo su retirada.


Volvió a las convocatorias, sí, en concreto en Enero de 1984, dieciseis jornadas después, en el partido frente al Real Valladolid en el Nuevo estadio José Zorrilla; pero ya no desbancó en lo que restaba de temporada a Ángel Lozano de la titularidad.



video
Entrevista al concluir el partido Real Valladolid - UDS, del 12/2/1984, partido en el que D'Alessandro volvió a las convocatorias tras la lesión; y primer partido de aquellos 14 consecutivos, a la sombra de Ángel Lozano hasta su retirada.

Su participación en el homenaje al “Cholo” Sotil en Mayo de 1984 en el Mini Estadi, formando parte como titular de una selección de futbolistas sudamericanos; junto a grandes como Kempes, Bertoni, Passarella, Barbas... fue su epílogo definitivo; pero oficialmente aquel partido del Santiago Bernabéu meses antes, supuso inesperada y anticipadamente el final de su vida como futbolista.

Palabras inicialmente de casi segura continuidad por parte de Juan Muñoz desde la secretaría técnica, carta recibida de cese de actividad deportiva a fecha de 30 de Junio, fichajes de Martinovic y Dijon que ocuparían las dos plazas de extranjeros para la 84-85 con la consiguiente confirmación "indirecta" de su baja y una oferta "inaceptable" según el hispano argentino para continuar como coordinador del fútbol base de la UDS; adornaron el adiós de este mito unionista que se fue por esa puerta de atrás, que es el adiós inesperado, cuando su trayectoria hubiera merecido cuanto menos un último partido como titular arropado en ese Helmántico que disfrutó tantos años de sus actuaciones; y un trato final por la entidad más acorde a su pasado y peso deportivo.

Una carrera en Salamanca insuperable forjada en el sacrificio de un portero irrepetible que se cerró futbolísticamente una tarde de Octubre de 1983 sobre el césped del pico derecho del área del fondo Sur del Estadio Santiago Bernabéu de forma anticipada...

Sirvan estas imágenes, a pesar de su mala calidad, para recordar aquellas últimas intervenciones en aquel último partido en el que Don Jorge D'Alessandro con su eterna camiseta de la Unión Deportiva Salamanca anticipó a sus 34 años su retirada del fútbol.
Un mito, un grande, como tantos otros, sin homenaje.


Resumen del encuentro Real Madrid - U.D.Salamanca (3-0) disputado el 16/10/1983 que supuso el último partido oficial de Jorge D'Alessandro con la camiseta de la Unión Deportiva Salamanca.


FUENTES:
Diario Marca
Diario Última hora
Libro 75 Aniversario La Gaceta Regional
Imágenes de vídeo rescatadas del foro halaunion.com donde fueron colgadas inicialmente.